Cirugía de Párpados | Blefaroplastia

Una intervención para rejuvenecer la mirada eliminando el exceso de piel y grasa.

¿Cómo se hace una cirugía de párpados?

La blefaroplastia puede involucrar los párpados superiores, inferiores, o ambos. En los párpados superiores, el procedimiento usualmente elimina el exceso de piel y grasa para prevenir la caída del párpado sobre el ojo. En los párpados inferiores, se enfoca en eliminar las bolsas bajo los ojos, que son acumulaciones de grasa y, en algunos casos, también exceso de piel.

Realizada generalmente bajo anestesia local con sedación o anestesia general, la blefaroplastia comienza con incisiones en las líneas naturales de los párpados: en los pliegues de los párpados superiores y justo debajo de las pestañas en los inferiores. A través de estas incisiones, el cirujano puede remover o redistribuir el exceso de grasa, piel, y músculo. Luego, las incisiones se cierran con suturas muy finas.

Resultados esperados del procedimiento

Los resultados de la blefaroplastia pueden ser una mirada más descansada y un contorno de ojo más definido y juvenil. Aunque los efectos del envejecimiento continuarán, los resultados del procedimiento suelen ser duraderos; la eliminación de bolsas bajo los ojos es permanente, y los párpados superiores raramente necesitan una repetición del procedimiento.

Proceso de recuperación de la blefaroplastia

Tras la cirugía, los pacientes pueden experimentar hinchazón, moretones, irritación o sequedad en los ojos, que se pueden manejar con medicación, pomadas, y gotas para los ojos. Se recomienda descanso y aplicar compresas frías para ayudar a reducir la hinchazón. La mayoría de los pacientes pueden retomar sus actividades normales en 10 a 14 días, aunque los resultados finales pueden tardar varias semanas en ser completamente visibles.

Riesgos del procedimiento

Los riesgos incluyen infección, cicatrices visibles, cambios en la sensibilidad de los párpados, dificultad para cerrar los ojos, y, en raras ocasiones, problemas de visión. La discusión detallada con el cirujano sobre los riesgos y beneficios es crucial antes de decidir someterse al procedimiento.

Preguntas frecuentes

Sobre la cirugía de párpados o blefaroplastia

La blefaroplastia suele durar entre una y tres horas, dependiendo de si se tratan ambos párpados superiores e inferiores.

Durante la cirugía, el paciente no siente dolor debido a la anestesia. Postoperatoriamente, el dolor es generalmente leve y puede ser controlado con analgésicos.

Aunque se notará una mejora inmediata, los resultados finales suelen apreciarse después de que la hinchazón y los moretones hayan desaparecido completamente, lo cual puede tomar varias semanas.

Es importante seguir las instrucciones postoperatorias del cirujano, incluyendo el cuidado de las incisiones, la utilización de pomadas y gotas para los ojos si se prescriben, y evitar actividades que puedan dañar los ojos o las incisiones durante la recuperación.

Si el exceso de piel de los párpados superiores obstruye la visión, la blefaroplastia puede mejorar el campo visual.

PROCEDIMIENTOS