Mommy Makeover

Una combinación personalizada de procedimientos para restaurar la figura después del embarazo.

¿Cómo se hace un Mommy Makeover?

El Mommy Makeover es altamente personalizable según las necesidades y objetivos específicos de cada mujer. Los procedimientos más comunes incluyen:

  • Abdominoplastia: Para eliminar el exceso de piel y grasa del abdomen y restaurar los músculos debilitados o separados.
  • Liposucción: Para eliminar los depósitos de grasa no deseados en varias áreas del cuerpo.
  • Cirugía de Senos: Puede ser un levantamiento de senos, aumento de senos con implantes, o una reducción mamaria, dependiendo de las necesidades individuales.
  • Cirugía de Rejuvenecimiento Vaginal: Para aquellos que buscan tratamiento para la laxitud vaginal o otros cambios después del parto.

Resultados esperados del procedimiento

Un Mommy Makeover está diseñado para producir resultados significativos y duraderos. Aunque la recuperación completa puede tomar varios meses, muchas mujeres experimentan una mejora notable en su autoestima y bienestar al recuperar la confianza en su apariencia física.

Proceso de recuperación del Mommy Makeover

La recuperación varía según los procedimientos realizados. Generalmente, se requiere un período de descanso de varias semanas, con limitaciones específicas en la actividad física. Los detalles de la recuperación, incluido el manejo del dolor y el cuidado de las incisiones, se discuten antes de la cirugía para asegurar un proceso de curación óptimo.

Riesgos del procedimiento

Como con cualquier cirugía mayor, existen riesgos, que pueden incluir reacción a la anestesia, infección, sangrado, cicatrices, y resultados insatisfactorios que podrían requerir cirugías adicionales. Discutir estos riesgos con un cirujano plástico certificado es un paso crucial en el proceso de toma de decisiones.

Preguntas frecuentes

Sobre el Mommy Makeover

Es mejor esperar hasta que hayas completado tu familia y hayas alcanzado un peso estable para maximizar los resultados duraderos.

Generalmente, se recomienda esperar al menos 6 meses después del parto o después de terminar la lactancia para permitir que el cuerpo se recupere completamente.

Sí, dependiendo de tu estado de salud y los procedimientos específicos, muchos pueden ser combinados en una sola sesión quirúrgica para reducir el tiempo de recuperación general.

Necesitarás ayuda adicional durante las primeras semanas de recuperación, especialmente si tus hijos son pequeños y requieren mucho cuidado y atención.

Con un estilo de vida saludable, dieta y ejercicio, los resultados pueden ser duraderos. Sin embargo, cambios significativos de peso o embarazos futuros pueden afectar los resultados.

PROCEDIMIENTOS